Mensaje 2020-Mar-21

Secretos para obtener respuesta a la oración (2)

Nehemías en su oración reconoce la grandeza y la fidelidad de Dios. Luego intercede por Israel, confesando el pecado del pueblo. Le ruega que recuerde Su pacto y que cumpla Su promesa de hacerlos volver a la tierra que Él les había dado para habitar. Por último, se resuelve a confiar en la soberanía de Dios para poder ganarse el favor del Rey de Persia.

Las oraciones sinceras como la de Nehemías pueden ayudar a ver mejor (1) cualquier problema que esté enfrentando, (2) el gran poder de Dios para ayudarlo y (3) el trabajo que a usted le corresponde hacer. Al final de su oración, Nehemías ya sabía qué acciones debía tomar (Nehemías 1:11). Y los dos últimos secretos para la oración efectiva, son:

  • *Reclama las promesas de Dios*: Nehemías ora al Señor y le dice: “Te suplico que recuerdes lo que le dijiste a tu siervo Moisés” (Nehemías 1:8). ¿Te imaginas decirle a Dios que “se recuerde” de algo? Nehemías le recuerda a Dios una promesa que hizo a la nación de Israel. En efecto, él ora: “Dios, tú advertiste a través de Moisés que, si somos infieles, perderíamos la tierra de Israel. Pero también prometiste que, si nos arrepentíamos, nos la devolverías”. ¿Es que Dios necesita que le recordemos las cosas? No. ¿Olvida lo que ha prometido? No. Entonces, ¿por qué hacemos esto? Porque nos ayuda a nosotros a recordar lo que Dios ha prometido.
  • *Sé específico en tu oración*: si quieres respuestas específicas a la oración, haz peticiones específicas. Si tus oraciones consisten en peticiones generales, no vas a saber si son contestadas.

¡El tiempo de calidad con Dios es el más importante de tu vida!